Entre diablos... 

En Alangasí y la Merced, dos poblados ubicados en la zona rural de la ciudad de Quito, nace una nueva forma de entender a lo sagrado.

 

Cada “semana mayor” los demonios entran a la iglesia y acompañan con su presencia a todas las personas y espacios que participan del ritual cristiano.

Ellos complementan ese lado oscuro y satírico que construye al ser humano, creando un conjunto único al representar a dos partes: al bien y al mal.

Los “Diablos de Alangasí y la Merced”, nacen como una forma de apropiamiento simbólico de la tradición formada por sus propios pobladores. En este recorrido visual les hacemos un homenaje. 

  • Negro Facebook Icono
  • Instagram - Negro Círculo